Los pacientes con colitis ulcerosa que recibieron un tratamiento avanzado en los primeros 18 meses tras el diagnóstico presentaron una menor diarrea residual y necesitaron menos pruebas complementarias

Galapagos acaba de presentar datos en el congreso virtual de la United European Gastroenterology Week (UEGW), que concluyen que los pacientes con colitis ulcerosa (CU) que recibieron un tratamiento avanzado de manera temprana en los primeros 18 meses tras el diagnóstico presentaron una menor diarrea residual y necesitaron menos pruebas complementarias que los que recibieron un tratamiento avanzado tardío.

 

Los resultados se extrajeron del estudio de corte transversal Adelphi Inflammatory Bowel Disease Specific Programme™, en el que 228 médicos de 5 países europeos, entre ellos España, proporcionaron datos sobre 589 pacientes con CU, que recibieron tanto un tratamiento avanzado precoz (49,4%) como tardío (50,6%). Se definió el uso precoz del tratamiento avanzado como el administrado ≤1,5 años después del diagnóstico, mientras que se consideró tardío si se administró >1,5 años después de dicho diagnóstico.

 

El estudio tenía como objeto comparar los datos demográficos, las características clínicas y la utilización de recursos sanitarios (URS) de los pacientes con CU desde enero de 2020 hasta febrero de 2021. Los pacientes recibieron una combinación de tratamientos avanzados con la siguiente distribución: Anti-TNF, factor de necrosis tumoral (n=422), Anti IL 12/23 (n=15), antiintegrina (n=131), inhibidor JAK (n=21).

 

Las tres conclusiones principales de la encuesta fueron que los médicos informaron de una mejoría mayor de la gravedad de la enfermedad desde el inicio del tratamiento en los pacientes que recibieron tratamiento avanzado temprano frente a tardío; n=90,1(1,9) frente a n=83,5(2,1) respectivamente, (p<0,05).

 

En segundo lugar, a pesar de que la proporción de pacientes en remisión fue similar en ambos grupos, los pacientes que recibieron el tratamiento avanzado tardío frente a los que lo recibieron precozmente presentaron más diarrea residual y requirieron más pruebas complementarias, lo que sugiere que el tratamiento avanzado precoz influyó positivamente en la gravedad de la enfermedad.

 

Por último y en general, los resultados demostraron una mejoría significativamente mayor en la gravedad de la enfermedad y mejores resultados referidos por los médicos en los pacientes que recibieron tratamiento avanzado precoz frente a tardío.

 

«Estos datos ponen de manifiesto la importancia de la intervención precoz con un tratamiento avanzado cuando se trata a pacientes que tienen colitis ulcerosa. En Galapagos estamos comprometidos con la mejora de la vida de las personas con patologías como esta y consideramos que este estudio puede ser relevante en la mejora del abordaje de estos pacientes”, afirma Fernando Osorio, director médico de Galapagos España.

Deja un comentario