Hasta el 20% de los niños con epilepsia puede quedar libre de crisis si sigue una dieta cetogénica

La práctica clínica ha demostrado que hasta un 20% de los niños con epilepsia puede quedar libre de crisis si sigue convenientemente la dieta cetogénica[i],[ii],[iii],[iv],[v]. Este dato es especialmente esperanzador si tenemos en cuenta que la epilepsia es una de las patologías neurológicas más comunes en la población pediátrica con una incidencia anual que oscila entre 41-100 casos por cada 100.000 niños[vi]. Por esta razón, Nutricia presenta una edición revisada del primer “Manual para la Práctica de la Dieta Cetogénica”, de la mano de la Dra. Consuelo Pedrón Giner, coordinadora del manual y miembro de la sección de Gastroenterología y Nutrición del Hospital Infantil Universitario Niño Jesús (Madrid).

 

Algunos tipos de epilepsia son especialmente devastadores en la infancia por presentarse en edades críticas del neurodesarrollo y ocasionar un grave deterioro neurocognitivo: estas son la epilepsia refractaria o las encefalopatías epilépticas, entre otras.

 

Se denomina dieta cetogénica a aquella rica en grasa y pobre en carbohidratos, diseñada para imitar los cambios bioquímicos asociados con el ayuno y conseguir el efecto que éste ejerce en el control de las crisis epilépticas. Estimula los efectos metabólicos del ayuno, forzando al cuerpo humano a utilizar la grasa como fuente de energía, lo cual puede servir para manejar los episodios de epilepsia. “El 50-60% de los pacientes tratados con dieta cetogénica experimentan, al menos, un 50% de reducción en la frecuencia de sus crisis. Además, se observan mejorías en los aspectos cognitivos y conductuales de estos pacientes. Se han referido cambios como un mejor nivel de alerta, atención, lenguaje y funciones sociales”, explica la Dra. Pedrón.

 

La dieta cetogénica es el tratamiento de elección para enfermedades metabólicas específicas que pueden generar epilepsia[vii],[viii],[ix],[x],[xi],[xii],[xiii], incluyendo el déficit de GLUT1 (GLUT1DS)[xiv],[xv],[xvi] y de la piruvato deshidrogenasa (PDH)16,[xvii]. En ambas situaciones la glucosa no puede utilizarse, bien porque falta su transportador, bien porque no se puede metabolizar el piruvato en el ciclo de Krebs. La dieta cetogénica permite disponer de un sustrato metabólico alternativo como son los CC, que además de mejorar el control de las crisis, también puede actuar sobre otras manifestaciones no epilépticas como son los trastornos del movimiento y los aspectos neurocognitivos y conductuales15,16,17.

 

 

En auge el uso de la dieta cetogénica para el tratamiento de diversas patologías

Cada vez se abre más el abanico. En el caso del adulto, ni siquiera se contemplaba la posibilidad de implementar esta dieta. Sin embargo, se ha visto que es posible y que resulta eficaz. En el Hospital Infantil Universitario Niño Jesús de Madrid han aumentado exponencialmente los casos durante los últimos 4 años. Podría decirse que ha incrementado hasta un 25% de los pacientes que siguen esta dieta, aunque no existe un registro como tal”, expone la especialista.

 

El tratamiento precoz con dieta cetogénica, antes de que el deterioro sea irreversible, podría mejorar el pronóstico de diferentes enfermedades. “Por ello, el principal avance es que sabemos más sobre la eficacia de la dieta. Ello no significa que la dieta sea más eficaz que antes, sino que ahora contamos con más certezas sobre su eficacia. Un ejemplo es que antes pensábamos que en otras patologías no sería eficaz; sin embargo, hemos visto que sí lo es”, concluye.

 

El objetivo de la primera edición del manual consistía en dejar por escrito algo que ya se estaba realizando, pero estaba poco sistematizado. Iniciar este camino resultó beneficioso incluso para nosotros mismos ya que nos dio la oportunidad de reflexionar sobre el tema y desarrollarlo de manera más racional y estructurada. En este sentido, publicar esta segunda edición puede ayudar a que los profesionales puedan consultar un manual completamente actualizado siempre que lo necesiten”, comenta la doctora Pedrón.

 

[i] Kossoff EH, Zupec-Kania BA, Amark PE, Ballaban-Gil KR, Christina Bergqvist AG, Blackford R, et al; Charlie Foundation, Practice Committee of the Child Neurology Society; International Ketogenic Diet Study Group. Optimal clinical management of children receiving the ketogenic diet: recommendations of the International Ketogenic Diet Study Group. Epilepsia. 2009; 50(2): 304-17.

[ii] Martin K, Jackson CF, Levy RG, Cooper PN. Ketogenic diet and other dietary treatments for epilepsy. Cochrane Database Syst Rev. 2016; 2: CD001903.

[iii] Caraballo R, Vaccarezza M, Cersósimo R, Ríos V, Soraru A, Arroyo H, et al. Long-term follow-up of the ketogenic diet for refractory epilepsy: multicenter Argentinean experience in 216 pediatric patients. Seizure. 2011; 20: 640-5.

[iv] Nangia S, Caraballo RH, Kang HC, Nordli DR, Scheffer IE. Is the ketogenic diet effective in specific epilepsy syndromes? Epilepsy Res. 2012; 100: 252-7

[v] Thammongkol S, Vears DF, Bicknell-Royle J, Nation J, Draffin K, Stewart KG, et al. Efficacy of the ketogenic diet: which epilepsies respond? Epilepsia. 2012; 53: 55-9.

[vi] https://www.seepnet.es/grupos-trabajo/dieta-cetogenica

[vii] Kossoff EH, Zupec-Kania BA, Amark PE, Ballaban-Gil KR, Christina Bergqvist AG, Blackford R, et al; Charlie Foundation, Practice Committee of the Child Neurology Society; Practice Committee of the Child Neurology Society; International Ketogenic Diet Study Group. Optimal clinical management of children receiving the ketogenic diet: recommendations of the International Ketogenic Diet Study Group. Epilepsia. 2009 Feb;50(2):304-17. doi: 10.1111/j.1528-1167.2008.01765.

[viii] Martin-McGill KJ, Bresnahan R, Levy RG, Cooper PN. Ketogenic diets for drug-resistant epilepsy. Cochrane Database Syst Rev. 2020;6:CD001903. Published 2020 Jun 24. doi:10.1002/14651858. CD001903.pub5.

[ix] Caraballo R, Vaccarezza M, Cersósimo R, Rios V, Soraru A, Arroyo H, et al. Long-term follow-up of the ketogenic diet for refractory epilepsy: multicenter Argentinean experience in 216 pediatric patients. Seizure. 2011 Oct;20(8):640-5. doi: 10.1016/j.seizure.2011.06.009.

[x] Nangia S, Caraballo RH, Kang HC, Nordli DR, Scheffer IE. Is the ketogenic diet effective in specific epilepsy syndromes? Epilepsy Res. 2012 Jul;100(3):252-7. doi: 10.1016/j.eplepsyres.2012.01.015.

[xi] Thammongkol S, Vears DF, Bicknell-Royle J, Nation J, Draffin K, Stewart KG, et al. Efficacy of the ketogenic diet: which epilepsies respond? Epilepsia. 2012 Mar;53(3):e55-9. doi: 10.1111/j.1528- 1167.2011.03394.x.

[xii] Kossoff EH, Zupec-Kania BA, Auvin S, Ballaban-Gil KR, Christina Bergqvist AG, Blackford R, et al; Charlie Foundation; Matthew’s Friends; Practice Committee of the Child Neurology Society. Optimal 129 clinical management of children receiving dietary therapies for epilepsy: Updated recommendations of the International Ketogenic Diet Study Group. Epilepsia Open. 2018 May 21;3(2):175-192. doi: 10.1002/epi4.12225.

[xiii] Verrotti A, Iapadre G, Di Francesco L, Zagaroli L, Farello G. Diet in the Treatment of Epilepsy: What We Know So Far. Nutrients. 2020 Aug 30;12(9):2645. doi: 10.3390/nu12092645.

[xiv] Pearson TS, Akman C, Hinton VJ, Engelstad K, De Vivo DC. Phenotypic spectrum of glucose transporter type 1 deficiency syndrome (Glut1 DS). Curr Neurol Neurosci Rep. 2013 Apr;13(4):342. doi: 10.1007/s11910-013-0342-7.

[xv] Klepper J, Akman C, Armeno M, Auvin S, Cervenka M, Cross HJ, et al. Glut1 Deficiency Syndrome (Glut1DS): State of the art in 2020 and recommendations of the international Glut1DS study group. Epilepsia Open. 2020 Aug 13;5(3):354-365. doi: 10.1002/epi4.12414.

[xvi] Gavrilovici C, Rho JM. Metabolic epilepsies amenable to ketogenic therapies: Indications, contraindications, and underlying mechanisms. J Inherit Metab Dis. 2020 Jul 12. doi: 10.1002/jimd.12283.

[xvii] Bhandary S, Aguan K. Pyruvate dehydrogenase complex deficiency and its relationship with epilepsy frequency–An overview. Epilepsy Res. 2015 Oct;116:40-52. doi: 10.1016/j.eplepsyres.2015.07.002.

Deja un comentario